Traducción y corrección 

Home Preguntas frecuentes

Preguntas frecuentes

¿Cuál es la diferencia entre traducción e interpretación?
¿Por qué tengo que pasarle la traducción a un traductor si yo ya sé inglés?
¿Por qué tengo que pasar los textos que redacto a corregir?
¿Un traductor puede traducir hacia todos los idiomas que sabe?
Y lo de la traducción automática, ¿qué?
¿Y la traducción asistida?
¿Un traductor puede traducir cualquier tipo de texto?
¿Cuánto vale una traducción?
¿Por qué aplicas estas tarifas?
¿Cuándo podré tener la traducción hecha?
¿Qué diferencia hay entre trabajar con un traductor autónomo o una agencia?

¿Cuál es la diferencia entre traducción e interpretación?

La traducción es escrita y la interpretación es oral.

Subir al menú

¿Por qué tengo que pasarle la traducción a un traductor si yo ya sé inglés?

Porque las cosas hay que dejárselas a los profesionales de cada campo. Los traductores pasamos al menos cuatro años en la universidad para poder hacer lo que hacemos y, tras acabar los estudios, seguimos reciclándonos, porque la lengua evoluciona.

Para ser traductor no solo hay que saber idiomas, sobre todo hay que ser experto en la lengua materna y estar al día en los temas que nos afectan. Las faltas de ortografía, los problemas sintácticos o los errores de comprensión ¡no valen!

Subir al menú

¿Por qué tengo que pasar los textos que redacto a corregir?

Para garantizar la calidad que se merece su empresa. A menudo nos gastamos un dineral en diseño o en publicidad y nadie
se acuerda de la calidad lingüística, pero un texto con faltas de ortografía o que no comunica lo que debe comunicar puede afectar muy negativamente a la imagen de una empresa. No vale la pena arriesgarse tras haber invertido tantísimo en otros temas. Asegúrese de que los textos están impecables porque también son su imagen.

Subir al menú

¿Un traductor puede traducir hacia todos los idiomas que sabe?

No. Lo ideal es que los traductores traduzcamos a nuestras lenguas maternas. Las mías son el catalán y el castellano y por eso hago personalmente las traducciones del inglés, francés y portugués hacia el catalán y el castellano. Para las traducciones hacia el francés, el inglés y el portugués, trabajo con traductores nativos de esos idiomas. De este modo se garantiza la calidad que el cliente se merece.

Subir al menú

Y lo de la traducción automática, ¿qué?

La traducción automática (TA) se encuentra todavía en un estadio inicial. Todavía no ofrece la calidad adecuada para que se equipare con la traducción humana. Con TA se cometen muchos errores que crean situaciones cómicas y que pueden comprometer a los clientes. Solo resulta aconsejable en determinados casos y con una buena corrección humana detrás.

Subir al menú

¿Y la traducción asistida?

En la traducción asistida, al contrario que en la automática, traduce la persona, no la máquina. Eso hace que sea completamente fiable. La traducción asistida permite traducir con mucha agilidad formatos como, por ejemplo, páginas web, y ayuda a mantener la coherencia de los textos.

Subir al menú

¿Un traductor puede traducir cualquier tipo de texto?

En principio los traductores solemos especializarnos por temas. Por ejemplo, yo no traduzco aeronáutica. Ahora bien, tenemos nuestros recursos: si nosotros no lo hacemos, buscamos a alguien que sí que lo haga.

Subir al menú

¿Cuánto vale una traducción?

Depende de la combinación lingüística, del número de palabras, de la tarifa por palabra y del formato del texto. Por ejemplo, si es un texto de Word que tiene 2.000 palabras, solo hay que multiplicar la tarifa por 2.000. Después, habrá que sumarle el IVA. Los formatos que requieren mayor dedicación, como las webs o las diapositivas de PowerPoint, tienen un 20% de recargo.

Subir al menú

¿Por qué aplicas estas tarifas?

Aplico las tarifas basándome en los precios del mercado y en los sondeos de las asociaciones de traductores.

Subir al menú

¿Cuándo podré tener la traducción hecha?

Depende. Se suelen contar unas 2.500 palabras por persona y día pero siempre depende de la disponibilidad. Pero si corre prisa, encontraremos una solución. Ahora bien, hay que tener en cuenta que el trabajo bien hecho requiere su tiempo.

Subir al menú

¿Qué diferencia hay entre trabajar con un traductor autónomo o una agencia?

La agencia hace de intermediaria: trata con el cliente pero subcontrata la traducción al traductor autónomo. En cambio, el traductor autónomo trata con el cliente y le hace el trabajo directamente, con lo cual el proceso es más ágil, se evitan malentendidos y comisiones.

Subir al menú

-->